Dos locos que se dan cuerda juntos.

 

Repíteme todo lo que me decías de madrugada,
cuando me vestías con una combinación de pieles y sábanas.
Bésame todos mis miedos,
y hazle el amor a todas las inseguridades que tengo.

Te espero en la estación,
por mucho que llueva, ¿que más da,
si acabaremos los dos mojados?

Haz de mi sonrisa tu alarma de vuelta,
que cada vez que te vea, salte y me cojas.

Que ahora solo sé escribir sobre gente que me toca sin rozarme
y que borras con un tachón;
de esos que sus huellas eran borrones en tus adentros,
que habían colado tan hondo como tu barco hundido.

Y te escribo a ti ahora,
que seguro que me lees;
te reto a decirme todo lo que le ocultas con miradas;
a que me grites todo lo que me susurras,
antes y después de dormir;
a que ganes la batalla contra todos los que no crean en dos locos,
que se dan cuerda juntos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s